PERSISTENCIA O TERQUEDAD.

Persistencia o terquedad, ilusión o realidad, o tal vez un vacío insondable en el alma que para apaciguar angustias no encuentra nada más propicio que el aleteo de ella en el pensamiento. 

Inexperiencia y un idealista colosal que aguanta pese haber visto mensajes enviados para ella aún sin abrir, abandonados en el buzón de las palabras ya dichas que ella nunca mira. 
Se mantiene la estrella en el cielo oscuro y de a pocos ha disipado su brillo, su refulgencia ya no adorna, pero pese a su agonía no se resiste a dejar de iluminar de manera palpitante. 
Cólera que amenaza olvido, desazón que se sofoca con una sonrisa, café humeante pendiente, curiosidad latente, limosnero de pocas palabras, de pocos minutos. 
Mujer altiva, todo se abrevia a un interés trascendental de perderse en el laberinto de sus pensamientos, saborear su mente y entender la intermitencia del brillo en sus ojos. 
Mujer lejana, persistencia o terquedad me agobian, es utopía o realidad lo que delinea estas letras o quizás esa insulsa necesidad incipiente de decepción ínsita. 
Dejé de existir e ir dejando tras sus pasos y envueltos en sus palabras tanto pensamiento, entienda que no es cuestión de forma es de esencia lo que alimenta esta inspiración que aún a usted no interesa. 
David Felipe Morales 
5 de Junio de 2015

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s