EL PROBLEMA CONTIGO.

El problema contigo es que tu imagen en mi memoria siempre deja una estela, una huella que se expande como exuberante enredadera que de la fachada de una de esas casas antiguas de las de mi barrio se apodera.

Es que te reflejas por doquiera, en el carmesí de las rosas, en el brillo de las estrellas, en el calor del sol a medio día, en esa brisa de tarde de verano que me viene y abraza cuando estoy desconcentrado.

El problema contigo, es más bien un problema conmigo, un defecto que se activa y se exacerba de manera repentina, sin que medie conciencia o razón, y me roba una sonrisa, y me arranca un suspiro.

Y es que me basta tan poco para que se pinte el arcoíris en el horizonte y para que a mi corcel le broten alas como a Pegaso, y en su lomo me lleve hasta el edén, a la locura, al paraíso prometido entre renglones y hojas que ante ti se desnudan.

El problema contigo, es que eres abstracta, indescifrable, inhóspita, una fascinación para un alma incrédula que muy pocas veces logra sorprenderse.

El problema contigo es que me acaricias el alma con tu existencia.

David Felipe Morales
23 de Agosto de 2015

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s